Inicio > Noticias > Campus de la Justicia pagó con dinero público un Máster de 38.000 euros a uno de sus directivos

Campus de la Justicia pagó con dinero público un Máster de 38.000 euros a uno de sus directivos

miércoles, 13 de abril de 2016 Dejar un comentario Ir a comentarios

El Mundo. 13/04/2016. Madrid
«No es lo normal que una empresa pública pague la formación de sus directivos. Se supone que ya vienen a la Administración preparados». Así de rotundos se muestran desde la Consejería de Presidencia, Justicia al conocer que la empresa pública Campus de la Justicia pagó 38.050 euros en un Master «’Executive’ MBA» a uno de sus directivos.

El beneficiario fue Mariano Sanz Piñar, que en la época en la que cursó los estudios era subdirector Técnico de Campus de la Justicia. Se trata de un arquitecto, pero se matriculó en ‘Executive’ MBA, Dirección y Administración de Empresas del Instituto de Empresa. Según la documentación que obra en poder de esta redacción, fue el entonces consejero delegado-director general de la empresa Campus de la Justicia de Madrid, Miguel Giménez de Córdoba, el que autorizó el gasto a cargo de la empresa pública. Él lo reconoce pero responsabiliza a su antecesor, Alfredo Prada, del cargo.

Campus de la Justicia fue un proyecto ideado por el Gobierno de Esperanza Aguirre por el que se pretendía reagrupar todas las sedes judiciales de Madrid en un mismo espacio de la ciudad, Valdebebas. Allí se proyectó la construcción de 14 edificios y su coste no debía ser superior a 500 millones. Se invitó a participar a los más prestigiosos arquitectos del mundo y echó a andar en 2005. Finalmente, el asunto no llegó a ningún puerto y la empresa acabó liquidándose en 2014. Eso sí, por el camino la iniciativa se había llevado más de 100 millones de las arcas públicas.

A día de hoy, el único rastro del plan es el edificio proyectado para albergar el Instituto de Medicina Legal y una red de túneles. Campus de la Justicia es objeto de investigación en la Asamblea de Madrid en donde se trata de arrojar luz sobre los gastos realizados. Por ejemplo, el acto de colocación de la primera piedra costó un millón de euros.

«Nosotros sólo nos podemos responsabilizar de las facturas que se han derivado de nuestra gestión. No sabemos lo que ha ocurrido en los años anteriores», precisa un portavoz de la Consejería, quien no puede precisar si la práctica es legal o no pero sí que la encuentra «cuestionable».

MBA es el acrónimo en inglés de ‘Master in Business Administratio’. Es considerado el grado de formación idóneo para entrar por la puerta de la elite empresarial. La mayor parte de los cursos se hacen en una escuela de negocios. El precio final depende del prestigio y la calidad de sus departamentos y profesionales. El Instituto de Empresa (IE ‘Business School’) es una de las entidades más prestigiosas de España. Según la carta de confirmación de la financiación del programa Máster por parte de la empresa, a la que ha tenido acceso este diario, la solicitud se cursó el 31 de julio de 2008. Fue el 21 de enero de 2009 cuando se hizo efectivo el cargo.

«Les solicito emitan con cargo a la cuenta del Campus de la Justicia de Madrid, S.A. las siguientes operaciones: cheque bancario por importe de 38.050 euros a nombre del Instituto de Empresa y una transferencia de 21.318 euros a nombre de Mariano Sanz Piñar, concepto ‘Acto de Conciliación’». La carta está dirigida a Bancaja y está firmada por Giménez de Córdoba. La misiva lleva impresa el sello de Campus de la Justicia.

Asimismo, en otra factura del IE ‘Business School’ en la que aparece el nombre del beneficiario, se precisa que los estudios son para la convocatoria de febrero de 2008. En ese recibo aparece el sello de «pagado» y «contabilizado» y está firmado por una responsable del Departamento de Administración y Finanzas del centro de formación. El pago, que no fue de 38.050 euros sino de 37.000, se realizó mediante transferencia bancaria al Banco Pastor.

Este diario intentó de forma infructuosa ponerse en contacto tanto con Sanz Piñar. Sí lo consiguió con Giménez de Córdoba, actual presidente de Tragsa -conjunto de empresas públicas integradas en la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI)-. Preguntado sobre si era habitual que Campus de la Justicia pagase Máster a sus directivos admitió «no poder precisarlo». «Creo que fue un caso único. Han pasado ocho años y no lo recuerdo», dijo. Giménez de Córdoba fue director gerente de Campus de la Justicia de julio de 2008 a mayo de 2010 y el Máster se cursó en febrero.

El presidente de Tragsa asegura que fue su antecesor, Alfredo Prada, también vicepresidente regional por aquel entonces, «el que autorizó» que fuese la empresa pública la que sufragase los estudios en Dirección y Administración de Empresas al arquitecto. Justifica que firmara el pago para que la entidad «no quedase como deudora con el Instituto de Empresa».

Este diario trató, sin conseguirlo, obtener la versión del Prada. No hubo respuesta del político al mensaje dejado por esta redacción.

Artículo original

  1. Sin comentarios aún.
  1. Sin trackbacks aún.